Booktuber #2: Cómo aprender sobre Marketing sin quemarte las pestañas?

Una de las cosas que más preocupan a quienes tienen negocios digitales es cómo generar ideas para publicar contenido a diario o al menos con una cierta frecuencia.

 

Esta preocupación, en parte, es la que abre paso al rol del Community Manager.

 

Hoy 25 de enero es su día.

 

Así que, dedico esta entrega de Booktuber a quienes eligieron como profesión moderar comunidades digitales y generar contenido para que marcas de todos los rubros se posicionen en Redes Sociales.

 

Y mucho más que eso, pero es motivo de otro mail.

 

En fin:

 

Tengo dos libros que me acompañaron cuando fui community manager a tiempo completo:

 

El primero es “Marketing en Redes Sociales. Detrás de escena” de Ariel Benedetti.

 

Desde mi punto de vista, el mensaje que late en cada página es que el marketing verdadero y sustentable es que el privilegia las relaciones con sus clientes. Y coincido 200% con esta idea.

 

Las notas de autor y las entrevistas a referentes del marketing dinamizan mucho la lectura. Así que, si estás por tomarte vacaciones, es un buen libro para llevar a la montaña, a la playa, al río o donde sea que quieras descansar luego de un año atípico.

 

Ahora vamos con la parte ácida:

 

La descripción de las redes sociales con más popularidad en el momento de publicación del libro con la lectura del 2021 quedan desactualizadas. Y sus “buenas prácticas” ya ni siquiera aplican como prácticas. Una pena.

 

Tengo ahora mismo en mis manos la segunda edición, del 2017. Quizás la más reciente haya sorteado este obstáculo. O no 😉

 

Y como no todo es “sed por más conocimiento técnico” en la vida del community manager o quien gestiona su propio contenido, tengo un libro para recomendarle que fue un antes y un después en mi relación con la tecnología:

 

“Mindfulness digital. Cómo aportar equilibrio a nuestras vidas digitales” de David M. Levy

 

Libro que imprimí, subrayé y me emocionó porque me vi reflejada en varias historias que trae el autor.

 

A medida que avances con la lectura, vas a encontrar ejercicios prácticos de auto-observación con las pantallas que te van a hacer repensar la próxima vez que entres a Instagram “porque sí” o tu postura frente a la compu.

 

Lo que me asombró es verme reflejada en los testimonios de los estudiantes de Levy cuando mencionan cómo disminuyeron su capacidad de atención. AAAAAAY.

 

Levante la mano a quién no le está pasando.

 

De este material mi mente no rescata “la parte ácida”. Quizás, estoy trayéndote un planteo muy subjetivo, pero te aseguro que si sentís que tu concentración disminuye y que las notificaciones te abruman, este libro es un buen compañero para empezar a registrar los patrones que se empiezan a repetir en tu día a día frente a las pantallas.

 

Hasta acá llegamos con la segunda edición de BOOKTUBER: ¿la disfrutaste?, ¿la dejaste a medio camino y fuiste a hacerte un café o chequeaste redes? ¡Contame! y si estás por comprar alguno de los libros con más razón quiero conversar con vos.

 

Un abrazo patagónico, como siempre.

 

Sofi